LA CONCIENCIA SIN FRONTERAS II

Centro de Yoga Namastē de Cornella

Introducción: 

En La Conciencia Sin Fronteras II vamos a realizarnos preguntas como… ¿porqué nuestra forma de ver las diferentes circunstancias de la vida las contemplamos como una serie de opuestos? ¿Porqué todo lo que consideramos importante lo establecemos como opuestos? por ejemplo: bien y mal, vida y muerte, placer y dolor… e incluso nuestros valores sociales y estéticos los definimos en función de opuestos como: éxito y fracaso, bello y feo, fuerte y débil, inteligente y estúpido.

Hemos creado un mundo de conflicto y oposición porque…

Lo cierto es que en La Conciencia sin Fronteras ll, vemos que hemos creado un mundo de conflicto y oposición porque sin darnos cuenta, hemos establecido un mundo dividido como única visión de la realidad. Y puesto que cada línea fronteriza es también una línea de batalla, nos vemos aquí con la difícil situación de que: cuanto más firmes son nuestras fronteras, más encarnizadas son nuestras batallas. Cuanto más me aferro al placer, más temo al dolor. Cuantos más éxitos busco, mayor será mi terror al fracaso. Cuanto mayor sea el afán con que me aferro a la vida, más aterradora me parecerá la muerte. En consecuencia cuanto mayor sea el valor que asigne a una cosa y el apego a ella, más me obsesionará su pérdida.

La vida sería perfecta si pudiéramos anular los polos negativos…

Según veremos en este capítulo de La Conciencia sin Fronteras ll, suponemos que la vida sería perfecta si pudiéramos anular los polos negativos e indeseables de todos los pares de opuestos. Si pudiéramos conquistar eso que definimos como el: dolor, el mal, la muerte, el sufrimiento… para que sólo hubiera: bondad, vida, alegría, salud… eso sería realmente vivir bien.

Y sin embargo en La Conciencia sin Fronteras ll podemos asegurar que pese al transcurso de los siglos y de los diferentes avances, no hay ni la más leve prueba de que después de acentuar lo positivo y tratar de eliminar lo negativo, la humanidad sea más feliz o esté más contenta, o más en paz consigo misma. De hecho, las pruebas de que disponemos hacen pensar precisamente lo contrario: que vivimos en la «era de la angustia», del «shock del futuro», de una frustración y una alienación que alcanzan proporciones de epidemia, y de desorientación en el reino de la abundancia. ¡Estamos hartos, pero insatisfechos!

La mayor parte de nuestros “problemas vitales” se basan en la ilusión de que es posible separar, aislar y después vivir en un solo lado de esos opuestos. Pero, como todos los opuestos son aspectos de una sola realidad subyacente, la solución no consiste es separar los opuestos para lograr un “progreso hacia lo positivo” sino más bien en entender que forman parte de un todo indivisible descubriendo el fundamento que trasciende y aglutina a ambos. 

Cuando veamos más allá de esos opuestos, más allá de las ilusiones…

Pues cuando veamos más allá de esos opuestos, más allá de las ilusiones que han creado nuestras “fronteras mentales” veremos aquí y ahora, el universo como una unidad orgánica, una armonía de opuestos, una melodía de lo positivo y lo negativo, un deleitarse con el juego de nuestra existencia completa y no parcial. Cuando se comprende que los opuestos son uno, la discordia se disuelve en concordia, las batallas se convierten en danzas. Estamos entonces en condiciones de establecer la armonía con la totalidad de nuestro universo, en lugar de seguir manteniéndolo dividido por la mitad.

Más Información sobre Yoga: www.centrodeyoganamaste.com

Lugar: Centro de Yoga Namaste de Cornella de Llobregat